En el marco de la emergencia sanitaria que rige el país para evitar la propagación del virus COVID-19, el Decreto Supremo N° 4229 (DS 4229) dispone en su artículo 5 que, independientemente de las condiciones de riesgo, desde el 11 de mayo de 2020 se da continuidad a la actividad industrial, manufactura y del sector agropecuario.

Ante esta disposición y mediante gestiones realizadas por la CNI, participamos en una reunión con el Viceministro de Seguridad Ciudadana, con quien se acordó que la Cámara Nacional de Industrias (CNI) centralice las solicitudes de permisos vehiculares de sus empresas asociadas y las transmita al Viceministerio de Seguridad Ciudadana, en un formato previamente acordado y, luego de recibir los permisos en cuestión, los entregue individualmente a las empresas solicitantes.

Durante el fin de semana se trabajó en la consolidación de la información en los formatos establecidos, ante el compromiso de que, esta información sería procesada y devuelta el día domingo 10.

El empresariado, recibió con agrado esta noticia porque permitía concentrarse en la planificación de un retorno al trabajo en adecuadas condiciones de bioseguridad.

Hacemos hincapié en que nuestra cámara, a través de la CNI cumplió con su compromiso y, entre los días 9 y 10 de mayo, se remitieron al Viceministro de Seguridad Ciudadana todas las solicitudes de permisos de circulación en conjunto con las provenientes de empresas industriales de La Paz, Cochabamba, Chuquisaca y Tarija.

No obstante y a pesar de nuestros constantes intentos de volver a comunicarnos con el Viceministro de Seguridad Ciudadana, a través de la CNI, hasta el día de hoy no hemos recibido ninguna respuesta de su parte, lo cual no solo es absolutamente desalentador para el sector industrial que se debate, como el resto del empresariado privado del país, en una profunda crisis, resultado de la paralización de actividades por de la emergencia sanitaria, sino que es algo completamente inconsistente con lo establecido en el DS 4229.

Al día de hoy y aun cuando el sector industrial se ha preparado para el retorno a la actividad, la paralización de actividades para el 80% de las empresas industriales formales del país continúa y no tiene visos de solución.

Ante la inevitable sensación de engaño que surge del incumplimiento de un compromiso explícito de parte del Viceministro de Seguridad Ciudadana, demandamos asumir una acción urgente sobre el tema, para que este ponga en práctica el acuerdo descrito en esta nota y, en definitiva, haga que el DS 4229 se cumpla para evitar mayores perjuicios a los ya registrados para las empresas industriales y la economía del país.

Sucre, 12 de mayo 2020

CAINCO CHUQUISACA